martes, 7 de julio de 2009

Whiskey sessions...

Fue un instante, tan solo la vi unos minutos e inmediatamente comencé a sudar, sentí que mi piel ardía, mis latidos aumentaron el ritmo y de pronto me inundaron unas ganas terribles de besarla y arrancarle la ropa. Aún no terminaba de disfrutar de ese éxtasis sensorial, cuando desapareció frente a mis ojos. En seguida sentí su carencia, sin embargo, su imagen seguía intacta en mi mente.

Me dirigí a la clase de arte, llegue tarde, ya habían comenzado. En verdad me encontraba un tanto excitado, cerré los ojos, la imagine desnuda y comencé a dibujarla, cada trazo provocaba una contracción involuntaria en mi interior, era un dolor que gozaba. Al final, contemple el dibujo por unos minutos, sus pechos me hablaban y me provocaban, sentí su respiración acelerada.


Seguía alterado; decidí salir de la clase, necesitaba respirar. Después de unos minutos resolví regresar a casa y tratar de descansar. Al llegar, me serví un whyskey, me senté en la sala y trate de calmar esa avalancha de sensaciones. Cada sorbo del vaso, me provocaba un ligero cosquilleo en la boca, lo termine y sentí cansancio, me levante y camine hacia mi cuarto, apague la luz y me tire en la cama, a los pocos minutos me había rendido ante el sueño.


.....Me despertó su respiración, su olor se podía percibir en el ambiente, era ella. Me incorpore y la tome por la cintura, la bese apasionadamente, aunque ni siquiera con la mitad de pasión con la que ella me devolvió el beso, suavemente deslice mi mano por su espalda, su piel también ardía. Recorrí la espalda hasta llegar a su trasero, lo apreté entre mis manos sin el menor pudor, ella disfrutaba de mis caricias más que yo mismo. Me ofreció su cuerpo, el cual no era otra cosa más que un juguete entre mis manos.


Inevitablemente la ropa cayó al suelo, sin dudar un solo instante y de un movimiento caímos en la cama, mi boca recorría todo su cuerpo, la intensidad se acrecentaba conforme pasaban los minutos, finalmente nos volvimos uno. El placer lleno la habitación, nuevamente nuestras bocas se encontraron, y la respiración aumento. Ella me abrazo y me dijo algo al oído, inmediatamente sentí una inusual lluvia de estrellas fugaces.....


Al día siguiente al abrir los ojos, ella se dio cuenta que todo había sido un sueño, un sentimiento perturbador la invadió, sin embargo, sabia perfectamente que lo volvería a ver por la tarde en la clase de arte.......

4 comentarios:

Dra. Muerte dijo...

Ooh my Lord...ooh my Lord...I don't even know why...but...

DRa. dientes dijo...

Clap claap clap!

Fiscalito dijo...

Borrachazo.... jejeje...

Exclente Gorka... no tengo otro comentario mas que excelente.

Daniela dijo...

bueniiisisisismo!! continúa pls!!